+INFO

jueves, 5 de mayo de 2011

Liberté, fraternité...


Ayer pensaba que una de las sensaciones que me invade cuando pienso en Francia es libertad. Haber sido libre. Y no sé por qué. No es que haya hecho nada diferente a lo que hacía aquí. Pero creo que la forma de pensar de los franceses, o especialmente, de mi amiga Sophie acerca de la libertad individual, del respeto y la tolerancia... eran cosas que en cuanto pasaba la frontera las hacía más "mías" que aquí.

Con 16 ó 17 años fumábamos a escondidas... y el lugar favorito, sin duda, era salir por la noche al tejado, tumbadas contra la ventana, en pijama. Bajo el cielo negro, estrellado; los cielos más negros, más estrellados y el negro más aterciopelado que vi en mi vida, no oscuro, sino brillante. No sé si por ser una isla. Si por su latitud. Por lo que sea. Espectacular.

Y allí pasábamos horas. Hablando en el idioma más raro que hablamos nunca. Porque no hablábamos ni español, ni francés. Sino una mezcla perfecta donde nos entendíamos sin diccionario y sin perdernos nada de la conversación. Pidiendo deseos a las estrellas fugaces porque veíamos estrellas fugaces todas las noches. Fugaces como aquellos días. Fugaces como aquella sensación de libertad. Fugaces como los amores adolescentes que ocupaban gran parte de nuestras conversaciones.

Pero, sin embargo, tan para siempre. Todo lo que vivimos, lo que dijimos, lo que hablamos, lo que sentimos.

Y hoy, de repente, viene un recuerdo de una noche, gracias a una foto, de día (vía decoratualma)



No sé cómo se llama esta estancia, sé cómo se dice en francés pero ni idea en español. En aquella casa había una. No la usábamos mucho. Pero me recuerda mucho a esta. Recuerdo una comida de domingo, hace años, con Mummy Clairette. Con Gaby. Con Annelyse pegada a una muñeca y que ahora tiene tres hijos. Con el paso del tiempo. Cuando parecía que aquellas comidas de domingo serían para siempre. Y qué lejos está todo ahora. Incluida la sensación de libertad.



(y qué alegría tener recuerdos, y recordar. Y qué sensación más bonita que los recuerdos sean todos dulces, alegres, que me hagan sonreír. Que felicidad haber vivido, seguir viviendo y poder contarlo)

24 comentarios:

Eva Leroca dijo...

Creo que tú último párrafo recoge el secreto de la felicidad. Hay que saber mirar con cariño también hacia atrás, aún cuando no quisieramos volver ;)
b7s, Eva

La Almoneda de Gabriela dijo...

No te conocía pero me ha encantado tu post. Qué sensaciones me han llegado.....
Qué bueno esas viviencias con tu amiga y las estrellas, esas comidas....
No sé, que quedo por aquí para leerte más;=)
Un abrazo y gracias
Gabriela

NUT dijo...

Me ha encantado Maba, yo que tambíen he vivido La France, en mi época de estudiante, me has hecho rememorar bonitos "souvenirs", y detalles sutiles que siempre se quedarán ahí, en nuestra memoria, para siempre!

¿No te pasa a veces que hasta ciertos olores los recuerdas como si estuvieses allí mismo?

Un beso.

The Breakfast Lover dijo...

Haces que tenga ganas de irme a Francia! yo tampoco se cual es el nombre de esta estancia. pero sin duda es preciosa!

Alba Padin dijo...

Precioso post, y preciosa foto.
Da gusto recordar momentos felices. A mí por lo menos me invade una sensación de serenidad y seguridad muy placentera.
besos

alma máter dijo...

Uff.. mejor no te digo a qué edad empecé yo a fumar....

Esos recuerdos son para toda la vida, maba.

Un besote

dina dijo...

Me ha encantado como lo has descrito, parecía el inicio de una película del estilo de Rebeldes.Un gran post!

gratis total dijo...

La felicidad es la capacidad para ir olvidando todo lo malo que nos ha pasado.

Sandra dijo...

Libertad, individualidad, ya sabes lo que significan para mi esas palabras... y la sensación de no tenerlas, ufffffffff no puedo.

Que bonitos los recuerdos cuando se te escapa una sonsisa, y una sensación de bienestar al recordar. Y sobre todo que suerte haber vivido esos momentos ;)

besetes.

Kat dijo...

Qué bonito el post! creo que podía estar allí mientras lo leía viendo ese cielo negro y las estrellas...

A mí me encanta Francia, no sé realmente por qué pero creo que me pasa un poco como a ti con la libertad, es extraño los sentimientos que nos producen algunos lugares.

Besos!

Aurora dijo...

precioso post, nos trasladas con las palabras..., qué sensación de libertad!
besos

tishta dijo...

el post muy bonito, pero la frase final, esa que has puesto en pequeñito tímidamente, es preciosa, se merece una letra más grande y un color más brillante

Un abrazo

Patri dijo...

lo que es alucinante es la manera de escribir que tienes, SIEMPRE consigues que me traslade a esa escena y la imagine tal cual la describes. Abrazos guapa.

Luanova dijo...

igualité, igualité que tanto tiempo ha pasado y tanto ha llovido y aún estamos a medio camino...
qué bonitos recuerdos, esa etapa, no sé si denominarla postadolescecia o qué, fue realmente bonita...
bsss

Moon dijo...

Ayy Maba...me ha encantado, me has emocionado...y es que como bien dices, es tan bonito recordar pero sobre todo, seguir viviendo....

Millones de besos

mysmallhobbies dijo...

La entrada de hoy es deliciosa, tan tierna y tan bonita. Me ha gustado muchísimo. Que bonito echar la vista atrás y recordar buenos momentos. El momento de fumar encantador
Besos
Emma

Susana dijo...

qué bonitos recuerdos, verdad? es precioso mirar atrás, de vez en cuando, y saborear todas esas experiencias vividas. He vivido, a través de tus palabras, esos recuerdos y momentos que nos cuentas!

YaS dijo...

Qué ganas de visitar Francia y poder tener esos recuerdos de libertad...

Muac

Susana dijo...

Nos tienes que contar mas cosas de tu paso por la France.

Petó

elena dijo...

he visto tu comentario en decora tu alma y tenía curiosidad por saber cuál sería la foto elegida... me alegro de que esté tan cargada de significado
un beso

Anónimo dijo...

exacto. porder recordarlo y poder contarlo.
lo llevas todo en la mochila, y es parte de ti. para siempre.
y la libertad... es cierto, ahora tu libertad es muy relativa. va unida a tu hija para siempre, no serás libre de ella nunca (ni ganas!!!), pero has sido libre, y lo has disfrutado a tope. hasta que decidiste tener un compromiso de por vida. y luego otro. y esas decisiones, nos quitan libertad, pero nos dan muchas otras cosas que no podríamos tener siendo libres.
vaya lío me he hecho... no sé si me he explicao!! ja!!
en fin. preciosas vivencias. preciosos recuerdos. :)
muaaaks!!
LP

loquevenmisojos dijo...

Fijate que a mi Francia no me atrae especialmente y leyendo tu post se me antoja irresistible. Que alegria das!

Mariantxu dijo...

es precioso recordar,.... y poder recordar con cariño, y que ese recuerdo ilumine el rostro y dibuje una sonrisa en él, verdad?

Cruella dijo...

Precioso... no puedo decir más...